18 nov. 2012

Reseñas Express #3


Después de haber leído Homenaje a Cataluña de George Orwell tenía muchas ganas de leer otros textos de autores que hubieran participado en la Guerra Civil española. Por casualidad encontré La esperanza de André Malraux. Hay algo terrible en formarse expectativas (concretas) sobre un libro, ya que cuando se ven defraudadas también suelen arruinarte la lectura. En mi caso, esto ayudó a que perdiera mucho interés por la novela. Me pareció extremadamente aburrido, poco interesante, sin ninguna capacidad de captar la atención del lector. Malraux sigue a varios personajes que son miembros del ejército republicano a lo largo de casi toda la Guerra Civil. El principio es bastante trepidante, pero luego es incapaz de mantener esa tensión. Sin embargo, esto no significa que no esté bien escrito. La novela alterna episodios de acción – batallas terrestres y aéreas, sitios, etc – y otros más pausados, que dan pie a conversaciones entre los personajes sobre la guerra, la revolución (y su naturaleza), los problemas dentro del bando republicano, y éste tipo de temas. Ésto fue lo que más me interesó de la novela, tiene reflexiones bastante interesantes (y algunas un tanto pedantes). Pero lo que cuenta es que, en todo momento, el autor utiliza un lenguaje muy poético, llenando la prosa de vivas imágenes a través de metáforas. A pesar de todo esto el libro no consiguió convencerme. No me encariñé con los personajes ni sentí ningún interés por el desarrollo o desenlace de la trama.


Por Sant Jordi me regalaron la novela La vida ante sí (La vie devant soi) de Romain Gary, un escritor francés bastante popular del cuál no había leído nada hasta ahora. La novela, de unas 270 páginas, está escrita en primera persona, desde el punto de vista de Momo, un niño abandona por su madre, una prostituta,  y que desde que tiene memoria está a cargo de Madame Rosa, mujer mayor se hace cargo de éste tipo de huérfanos. Momo nos cuenta sus años de vida junto a Madame Rosa, su única familia, en un barrio marginal de París. Así conocemos toda la fauna local, las prostitutas, la mezcla de religiones, los drogadictos, etc. Y con todo esto Momo, que nunca pudo ir a la escuela, pasa su infancia, que no es por lo menos infeliz. La novela está escrita en el estilo 'hablado', muy informal, utilizando argot y varias expresiones. Esto es lo más preciado de la novela, su forma única de describir un ambiente tan precario. A través de sus experiencias, demasiadas para un niño de su edad, Momo pone en cuestión las normas y lo que se cree 'correcto' en la sociedad de la época (los años '70) tratando temas como las enfermedades venéreas, el aborto o la eutanasia, pero también sobre la pobreza, la injusticia social y otros temas más 'elevados'. Es su forma de mirarlo, combinando la ingenuidad de un niño con su experiencia de 'la calle' que consiguen un efecto muy original, y darle la vuelta a muchas opiniones pre-concebidas.


Creo que he intentado leer unas tres veces El principito, que no conseguí acabar. Así que cuando me regalaron Vuelo nocturno de Antoine de Saint-Exupéry pensé que podría ser una buena forma de iniciarse al autor. El autor era piloto de vuelo – desapareció en 1944 – y en ésta novela utiliza su experiencia para relatar un momento de las vidas de tres personajes cuyo nexo es el aeródromo de Buenos Aires, dónde se recibe y envía el correo: el director, el inspector y el piloto. Ambos tienen personalidades muy definidas, muy trabajadas (a pesar de la brevedad de la novela), y a lo largo de la novela el punto de vista va cambiando. La novela está estructurada en capítulos muy cortos, pequeñas escenas, pequeños momentos y retazos vistos desde un personaje. Lo que es extraordinario de esta novela es cómo está escrita. El estilo de Saint-Exupéry es extremadamente bello, lírico, lleno de imágenes y ricas metáforas que evocan desde el paisaje visto por el piloto, pasando por las elocubraciones existenciales del ser humano, hasta la angustia del que está en tierra viendo el cielo estrellado (o nublado). Vuelo nocturno me ha parecido un libro excelente, breve pero intenso, y muy emocionante.

2 comentarios:

  1. creí que era la única que no había podido terminar El principito :-) Un beso!

    ResponderEliminar
  2. El único que me llama es vuelo nocturno, soy mas de literatura juvenil pero muchas gracias por las reseñas.
    besos!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...