11 nov. 2012

Downton Abbey (3ª Temporada) o como destrozar una serie decente


Éste no será el típico post de mi blog, no lo será porque normalmente lo escribo en un estado de ánimo bastante tranquilo y ésta vez estoy más que mosqueada con Julian Fellowes, el guionista de Downton Abbey. Por lo tanto, no habrá un análisis sopesado de la temporada y, aunque bien señalados, habrán spoilers. 
Hace unos días terminó la tercera temporada y puedo asegurar perfectamente de que ya no veré ni un sólo capítulo más de la serie, ni siquiera del de Navidad (porque, seamos sinceros, nada ocurre en esos capítulos, y mejores cosas tengo yo que hacer durante las fiestas, como ver mejores series). 


Para quiénes no conozcáis Downton Abbey os refiero a mi reseña de la primera temporada, pero, en general, trata sobre la vida de señores y criados en una gran casa inglesa. La tercera temporada se sitúa en los años veinte y... espera... ¿dónde está el contexto histórico? Lo único que sabemos es que hay problemas con Irlanda, que ha habido un 'cambio' después de la primera guerra mundial (qué cambio es, esto ya no lo especifican) y un atisbo de la nueva música. Lo que, comprada con la 2ª temporada, es bastante pobre. Porque, aunque la Gran Guerra fuese un shock para la sociedad inglesa, los años siguientes fueron toda una transformación, a la que la serie tan sólo alude.
Si, para mi gusto, la 2ª temporada ya derivava demasiado hacia el género culebrón, en la 3ª ya ni hacen amago de querer contruir tramas con alguna consistencia. 
La historia entre Mary (Michelle Dockery, The Hollow Crown) y Matthew (Dan Stevens, Sentido y Sensibilidad) ocupa, aproximadamente, un 60% de cada capítulo, con escenas totalmente irrelevantes, aburridas y repetitivas. Siguen saliendo pequeños problemas cuya resolución es ridícula y que se prolonga demasiado en el tiempo.
Digamos que un 10% de la trama se centra en Anna (Joan Froggat) y Bates (Brendan Coyle). Éste sigue en prisión y le pasan 'cosas' ahora, por qué motivo deciden cebarse con él, ni qué es exactamente lo que traman, nunca llega a entenderse. Cuando no está en la cárcel él y Anna siguen siendo la pareja más ñoña que conozco, peleándose por quién quiere más a quién. Soy sincera cuando digo que, siempre que podía, me saltaba tal cuál sus escenas. 
Del restante, creo que un 10% se reparte entre Cora (Elizabeth McGovern), Robert (Hugh Bonneville) e Isobel (Penelope Wilton, El exótico hotel Marigold, Doctor Who), que más o menos están ahí... Robert ha sido un personaje completamente inconsistente a lo largo de la temporada. Pasa de ser alguien odioso, un ultra-conservador tradicionalista, a ser una persona extremadamente tolerante para la época. Y esto de un capítulo a otro, no hacía más que ganas en sorpresas.
Un 10% se lo llevan el resto de criados, con tres novedades: dos lacayos – Jimmy (Edd Speelers) y Alfred (Matt Milned)– y una ayuda de cocina, Ivy (Cara Theobold) que, junto a Daisy, se llevan una especie de cuarteto que no entiendo muy bien a qué viene, y que al final no se resuelve (cuando ya encuentran otros temas más interesantes con los que rellenar el tiempo). 
El 10% restante, sí sigo con buenas facultades para sumar, se lo reparten entre los Branson – el feliz matrimonio de entre Tom Branson, el antiguo chófer, y Sybil Crawley– y tramas que van apareciendo y desapareciendo al azar, como el personaje de Rose en el último capítulo (por favor, que alguien me explique qué hace allí), la trama de Ethel (Amy Nuttal) o la pobre Edith (Laura Carmichael), a quién sólo le dan protagonismo de vez en cuando. Hablando de Edith, aunque ésta parte de su historia sólo durase menos de 10 minutos, Fellowes podría haber disimulado un poco más sutilmente su absoluta similitud con Jane Eyre.
 Pero hablemos de los Branson, mi pareja favorita. Dividiré mis comentarios en dos partes, la segunda continiene spoilers de un tamaño considerable.
En la primera parte de la temporada los Branson vuelven a Downton recurrentemente, en ocasión de ciertos eventos sociales. Sobretodo al principio se hace sentir la tensión entre Tom (Allen Leech, Roma) y el resto de la familia. Él intenta adaptarse lo mejor que puede a su situación, contando con el apoyo de Sybil (Jessica Brown-Friday, Misfits, Black Mirror). y la amistad de Matthew Crawley, intentando mantener sus opiniones pero a la vez sin querer distanciar aún más a su esposa de su familia. Por supuesto, también hacen acto de presencia la lucha en Irlanda por la independencia, y la implicación que tiene Tom en ella. En ésta parte supongo que debo atribuir a las opiniones personales del guionista que las acciones de Branson parezcan un tanto inmaduras y las revueltas irlandesas en general monstruosas. 
¡STOP! Aquí empiezan los spoilers.
Pero no es nada comparado con lo que ocurre después del fallecimiento de Sybil. Dejando a un lado el mecanismo utilizado para matar al personaje, la evolución, no, la destrucción del personaje de Tom Branson es una de las cosas que más me ha dolido. Ah, y también dejaremos de lado la cantidad de veces que se ha justificado algo con 'es lo que Sybil hubiese querido', le dan más importancia a sus opiniones cuando está muerta que en vida. En fin, en la primera temporada se nos presentaba un joven irlandés nacionalista, sí, pero sobretodo preocupado por la gran desigualdad en el Reino Unido, queridendo hacer algo para remediarlo, sea a través de la política o del periodismo. Aunque su 'encierro' en Downton Abbey – que a veces parece una casa encantada, que atrae a los personajes y acaba atándolos a ella, como con Mary y Matthew – sea comprensible mientras Sybbie aún sea pequeña, esto no justifica el hecho de que, no sólo parece haber dejado un lado todas sus aspiraciones, si no que vuelva a trabajar para los Crawley... ¡gestionando su hacienda! (y al menos podría haber puesto en marcha algunas de sus ideas "revolucionarias" para cambiar las cosas, pero no). Hay unos límites a la adaptación y para el cambio de un personaje. Y ver a Tom olvidando sus principios, y una de sus pasiones, pues me duele, porque era uno de mis personajes favoritos. 
Aquí terminan los spoilers.

Concluyendo, aunque la condesa viuda (Maggie Smith) siga teniendo intervenciones geniales y su 'duelo' de dos capítulos con la madre de Cora, Martha Levinson (Shirley MacLaine), esto no consigue compensar el indudable empeoramiento de la calidad de la serie. Claro que los escenarios y el vestuario siguen siendo una preciosidad, pero las tramas de los personajes se han convertido en algo ridículo e inconsistente. Ridículo porque cada vez se parecen más a culebrones – con intensas miradas de odio y sorpresa incluídas –, con recursos y soluciones fáciles. Inconsistente porque parece olvidar cualquier tipo de rasgo previo de los personajes, moldeándolos según le conviene para seguir una cierta trama. La primera temporada de Downton Abbey me pareció buena y muy decente, en la segunda le perdoné ciertas cosas porque el romance entre Sybil y Tom (por muy poco tiempo que le dedicaran por capítulo) compensaba cualquier otro defecto, que era incapaz de ver. Pero la tercera me ha obligado a abrir los ojos y a decidir no seguir viendo la serie.  

12 comentarios:

  1. Es verdad que la calidad ha bajado bastante pero bueno, yo tengo fe (?). De todas maneras, aún queda el especial de Navidad y ahí suelen atar cabos y abrir más tramas... Ya veremos qué pasa XD. Hay gente que opina que van a matar a Matthew (Dan no ha firmado el contrato para la cuarta termporada, por lo visto)y yo quiero ver qué pasa con Thomas +____+

    ResponderEliminar
  2. Jajaja, madre mía, sí que te han enfadado!!! :O
    A mi esta temporada me ha gustado muchísimo más que la segunda (romance everywhere), creo que todo el cambio que acarrean los "locos 20" está bien planteado, aunque está claro que tomará mucha más importancia en la próxima temporada... La serie peca de muchas cosas, pero creo que eso lo podíamos ver desde la primera temporada (es muy exagerada, añaden y quitan tramas cuando les conviene, algo ñoña, y hay personajes totalmente suprimibles), a mi Branson nunca me gustó como personaje y su constante ira contra el mundo me resultaba especialmente cansina, así que aprecio que se haya amoldado, para ver si otro personaje toma el mando revolucionario mejor...
    En fin, que yo la sigo disfrutando igual, y creo que lo mejor de la serie pasa cuando "no pasa nada", a mi ese último episodio totalmentente soso me encantó!!! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que escribí esta entrada justo después de ver el último capítulo y estaba muy enfadada xD
      No sé, creo que estaba un poco...'auto-engañada' con Downton Abbey porque la pareja de Sybil y Branson me encantaba. Y también confieso de que, con el poco tiempo que tenían en pantalla, ponía un poco de mi imaginación para justificar ciertas cosas (la verdad es que, dado lo que sale en pantalla, el hecho de que se fuguen juntos es muy precipitado).
      A mí el último capítulo... el personaje de Rose me sobró, lo de Edith me gustó si no fuera porque Fellows recurriera a Jane Eyre de forma tan obvia, y ver a Branson jugando al cricket me dolió en el alma xD
      Pero bueno, para gustos colores, yo la verdad es que ya no tengo muchas ganas de ver como continúa. Seguramente le echaré un ojo de vez en cuando para ver qué ha pasado, pero no estará entre mis series prioritarias.

      Eliminar
  3. Es verdad que ha bajado un poco xD pero a mi me sigue gustando xDDDDDDDDDDDDDDD
    Eso si totalmente deacuerdo, me aterra la historia de mary y matthew XD dios que soporiferos!!!

    Le tengo fe aun ;)

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé, quizás cuando se me pase el enfado la siga viendo jajaja , seguramente estaré pendiente de lo que ocurra, pero no estará entre mis prioridades :)

      Eliminar
  4. No puedo estar más de acuerdo con todo lo que dices. Yo, que la pillé con ganas he terminado muy decepcionado, había cosas que no tenían sentido ¿ a alguien le queda claro del todo por qué exculpan a Bates exactamente? Nosotros sabemos que era inocente pero ahí la trama hace aguas. Una lástima, podía haber sido una serie mítica. besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias! Toda lo que le ocurre a Bates en la cárcel no tiene sentido alguno... ni muchas otras cosas... Y sí, la primera temporada prometía mucho, pero con el éxito que tuvieron en los USA... sí, una gran decepción :( A ver si con la nueva temporada de The Hour me vuelvo a animar!

      Eliminar
  5. Yo creo que la pequeña Sybbie tiene logica al cambiar un poco a Tom. Ya es padre y viudo creo que por eso!

    A mi me encanta Edith, pero me choca que en la historia no pueda encontrar el amor ¬¬

    Y Thomas me encanta <33

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Edith ha ganado mucho esta temporada, pero Fellowes parece obsesionado con la idea de que la pobre mujer no puede ser feliz nunca.

      Eliminar
  6. A mí sí que me ha gustado, será porque siempre he sido más de Mary-Matthew que de Sybil-Branson. De todas formas creo que la serie merece la pena ya sólo por lo buenísimos que son todos los actores y lo bien ambientada que está, yo me lo paso genial con las expresiones de indignación de Carson y todo lo que dice Violet.

    Anímate y ve el especial de Navidad, no digas que en esos episodios nunca pasa nada porque el del año pasado fue la bomba.

    La transformación de Branson es comprensible, es padre y además viudo. El hecho de que se haya quedado en Downton y hasta haya acabado jugando al cricket demuestra lo que ha madurado el personaje. Además eso no significa que abandone todos sus ideales y principios, bautizó a la niña como católica y ahí fue Robert el que dio su brazo a torcer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo es que Mary-Matthew... les dan tanto tiempo por episodio que me acaban cansando, además que ahora estan siendo demasiado ñoños xD
      Y sí, si seguí viendo la serie después de la muerte de Sybil fue por Violet y Carson (me encanta que se las tenga con Mrs.Hughes). Eso sí, el especial de Navidad del año pasado no me gustó nada, si hasta Carlisle me cayó simpático jajaja.
      No podríamos estar menos de acuerdo con el personaje de Branson, así que me mejor dejarlo, en fin, ¡diversidad de opiniones al poder!:D

      Eliminar
  7. Hola Teresa! A mí también me gustó la tercera temporada. Pero bueno tu blog me ha gustado, para todo hay las dos caras de la moneda. ¿Seguiste al final con la serie? Porque creo que la cuarta, si la has llegado a ver, te habrá gustado aún menos XD Aquí te dejo un post que le dediqué a la serie en mi blog, con todos los motivos por los que es una serie notable ;)

    http://seriesanatomy.blogspot.com.es/2013/12/feliz-downton-abbey-y-prospero-ano-nuevo.html

    Un saludo y feliz Año Nuevo!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...