10 oct. 2012

Los bienes de este mundo de Irène Némirovsky


Hace ya mucho tiempo que no leo nada de Irène Némirovsky así que me decidí a empezar con Los bienes de este mundo, publicado póstumamente en 1947.

Sinopsis: La historia trata de dos familias viviendo en el pueblo de Saint Elme, los Hardelot y los Florent. Ambas familias son burguesas, pero los Hardelot tienen una profesión más noble – poseen una empresa de papelería – y son más ricos. Sin embargo, el amor entre Pierre y Agnès unirá a las dos familias irremediablemente. 

Opinión: Al igual que Los fuegos del otoño, ésta novela cubre la primera mitad del siglo XX, empezando unos años antes de la Primera Guerra Mundial y acabando a principios de la Segunda. Desde la primera página que se nos presenta la vida de los 'burgueses de campo', reglada por las apariencias y la reputación, y orgullosa de su linaje. Némirovsky describe minuciosamente – pero no sin crítica – ésta clase social. Uno de los rasgos que les atribuye es el sentido de continuidad. El que, pase lo que pase, el patrimonio, la herencia (en este caso la empresa, el apellido, etc) pervivirá hasta el fin de los tiempos. Pero la autora bien demuestra que nadie ni nada es inmune al paso de los años, ni al paso de las guerras. Sin embargo, los personajes persisten en sus creencias, por lo que resultan algo ridículos a los ojos del lector; su empeño por vivir a través de unos muros de piedra, de un nombre, les sigue hasta las últimas páginas, y aún estando rodeados por soldados alemanes se sienten seguros al estar dentro de la casa que lleva generaciones en la familia. 
Además, la autora le da la vuelta a la idea de la continuidad, convirtiéndola en otra forma de 'crítica', por así decirlo. Existe continuidad en el sentido de que las hijas se convierten en sus madres, los hijos en sus padres, y así durante (al menos) tres generaciones. Los rasgos de los protagonistas, Pierre y Agnès, cuando son jóvenes se ven reflejados en la siguiente generación con Guy y Rose. De la misma forma, cuando ya son mayores, Pierre y Agnès cada vez se parecen más a sus padres, y ellos mismos se dan cuenta de éste cambio.
Esto no implica de que los personajes no tengan personalidad propia y no sean más que burdas imitaciones de sus progenitores, pero tampoco son los personajes complejos a los que nos tiene acostumbrados Irène Némirovsky. Son humanos, imperfectos, y muy acordes a su tiempo. En cada generación se nota el paso del tiempo y cómo ciertas concepciones sobre la vida van cambiando. 
Pero, quizás por encima de todo, Los bienes de este mundo es la historia de amor entre Agnès y Pierre. Su romance empieza en la juventud y se prolonga durante el resto de sus vidas. Como ya señala la novela, la 'pasión' de los primeros años, cuando no estaba casados o recién, se apaga rápidamente, impulsada por la Primera Guerra Mundial. Sin embargo, los dos siguen juntos, soportando penurias, pero nunca arrepintiéndose de haberse casado en contra de los deseos de sus padres. En éste sentido es una historia muy tierna, o eso me lo pareció a mí.

No puedo decir mucho más de la obra, es bastante corta (320 páginas en mi edición, con letra grande) y se lee fácilmente. En mi opinión no es de las mejores novels de Irène Némirovsky. La historieta "La comedia burguesa" – incluída en el set de historias cortas de Ida – explora el mismo tema de forma más breve y con aún más fuerza (aunque se centren en aspectos un poco distintos).

9 comentarios:

  1. Por ahora me he leído de esta autora El baile y Nieve en otoño, en este orden, Me encantaron pero más el segundo que el primero. Pero no creo que me anime con este que nos traes hoy...
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debo decir que no me he leído ninguno de los dos! He leído 'Suite Francesa', 'El Ardor en la Sangre', 'Jezabel', 'Los perros y los lobos', 'El vino de la soledad','El maestro de almas', 'Ida', 'Los fuegos del otoño' y éste. Los dos últimos son los que menos me han gustado, los demás son todos geniales, en especial 'Jezabel' y 'Los perros y los lobos'(lo tengo reseñado en el blog).

      Eliminar
    2. ¡Y 'El maestro de almas'! Es genial ese libro!

      Eliminar
  2. Son varias las personas que me han recomendado probar a esta autora, especialmente a mi madre le gusta bastante. Aunque si dices que no es de las mejores, creo que me decidiré por otra para empezar. Gracias por la reseña! Un beso! =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene libros muy buenos, como 'Jezabel' (una novela corta pero muy intensa!) o 'Suite Francesa' (la más conocida ahora y el motivo de que haya todo este 'revival').

      Eliminar
  3. La verdad es que no conocía este libro pero pinta muy bien la verdad!
    Te sigo y te invito a que te pases por mi blog.
    Besis.

    ResponderEliminar
  4. ¡Vaya tela! Ya me da hasta vergüenza. Todavía no me he estrenado con Némirovsky y tengo unas ganas! Pero es que no encuentro el momento y creo que hasta te lo comenté en alguna reseña. Antes de este año me leo aunque sea uno. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja a mí me pasa lo mismo con muchos otros autores, tengo ya demasiados libros pendientes xD Pero en fin, espero que puedas leer alguno pronto, aunque éste no te lo recomiendo especialmente para empezar con esta autora :)

      Eliminar
  5. Actualmente la estoy leyendo y pues me encanta ;) tiene un estilo muy particular, sencillo pero muy poetico!

    besos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...